lunes, 30 de marzo de 2015

Trabajos finales en la reconstrucción del Rompehielos Irizar (0 puntos)


El titular de la cartera de Defensa de Argentina, Agustín Rossi, recorrió el rompehielos “Almirante Irizar” (Q-5) y supervisó la última etapa de la reconstrucción y modernización que se está llevando a cabo en el astillero Tandanor, integrante del CINAR (Complejo Industrial Naval Argentino). El rompehielos se ha modernizado por completo tras el incendio que sufrió en 2007. Se trata de un buque multipropósito de investigación científica, logística y rescate antártico dotado con un hospital de última generación.


Tiene 121,3 metros de eslora por 25 de manga, desplazamiento; 14,140 tons. Velocidad de 17,2 nudos, autonomía 60 días y habitabilidad para 313 personas. Con la modernización aumento la capacidad de los trabajos científicos, ya que triplicó el área de laboratorios para investigación, de 74 m2 se pasó a 412 m2. Además, contara con más de 683 equipos nuevos y con motores diesel eléctricos de última generación, radar secundario RSMA navalizado, desarrollado por el INVAP especialmente para el “Alte Irizar”. Motores generadores 4 x 4500 kw, total 18.000 kw de potencia instalada. Motores eléctricos 2 x 6600 kw. Sistemas eléctricos, corriente alterna. Puente integrado con más de 5.000 puntos de control, más de 200.000 metros de cables para baja y media tensión. 65.000 metros de tuberías para agua potable, aguas grises, fluidos de maquinas y refrigeración. Capacidad rompiendo hielos a 3 nudos de 1 metro y montado hielos de 6 metros.


La obra esta avanzada en un 90 por ciento y el objetivo es contar con el buque en la próxima campaña antártica 2015-2016 para efectuar las pruebas de hielo. Entre los adelantos con los que cuenta el buque que operará en la Antártida, Rossi explicó que “el Irizar tendrá dos puentes, el de comando y otro similar en la cubierta de abajo que corresponderá a los científicos”. Además contará con un sistema ignífugo que permitirá controlar y sofocar eventuales incendios. La inversión superó los 500 millones de pesos y se emplearon más de 1,2 millones de horas de trabajo íntegramente argentino y con proveedores nacionales.


El secretario de Ciencia, Tecnología y producción para la Defensa, Santiago Rodríguez, subrayo que “desde el punto de vista industrial, estamos hablando de un trabajo de altísima complejidad, que permitió incorporar nuevas capacidades técnicas y productivas, no solo en Tandanor, sino en las decenas de PYMES nacionales que participaron en la obra “. (Luis Piñeiro, corresponsal en Argentina)







via Taringa.net - �ltimos posts http://ift.tt/1EV4cT2

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada